close
El Gremio de Pastelería de Barcelona recomienda el consumo de panellets de calidad, elaborados artesanalmente

El Gremio de Pastelería de Barcelona recomienda el consumo de panellets de calidad, elaborados artesanalmente

Este año se prevén ventas de alrededor de unos 250.000 kg de estos tradicionales dulces

Se acerca la tradicional Castañada y de nuevo, los protagonistas volverán a ser los panellets, unos exquisitos dulces típicos de estas fechas. El Gremio de Pastelería de Barcelona espera mantener las ventas respecto del año pasado, que están estables desde hace años. Es decir, la previsión es volver a vender alrededor de unos 250.000 kg.

Sin duda, en el mercado encontramos muchas variedades de panellets, pero no todos están elaborados con productos de calidad. Por eso, el Gremio recomienda apostar por los panellets artesanos de pastelería, ya que, son los que garantizan la receta tradicional con producto local sin conservantes ni colorantes, a diferencia de los industriales, elaborados con fécula de patata -en lugar de mazapán-, conservantes y colorantes para ahorrar costes y abaratar el producto.

Cada año aparecen nuevos sabores, pero los catalanes lo tienen muy claro: el de piñones sigue siendo el preferido con diferencia por encima de cualquier otro. Según datos del Gremio de Pastelería de Barcelona, ​​más del 75% de los panellets que se venden son de esta variedad.

En esta ocasión, de nuevo habrá novedades para los que quieran innovar y probar nuevos formatos. Los panellets de frambuesa deshidratados con chocolate blanco o negro, los de castaña o los de crema catalana serán la apuesta de los más atrevidos. Además, los pasteleros del Gremio también destacan la creciente tendencia a cubrir de chocolate este dulce de otoño, como si fuera un bombón.

¿Cuál fue el origen de panellet?

Aunque sigue habiendo dudas sobre quién y cómo se inventaron los panellets, todo parece indicar que su origen se encuentra en los antiguos cultos funerarios. En este tipo de eventos se llevaban panecillos pequeños como ofrenda en la iglesia o en las tumbas de los difuntos.

Por otra parte, también se cree que fueron los árabes quienes crearon esta tradición por su tipo de masa, pero los primeros indicios que se tienen sobre los panellets son de finales del siglo XVIII. En un principio, eran elaboraciones que se hacían en las masías tras la recolección de los frutos secos. Poco a poco, estos dulces fueron evolucionando y más tarde, se podían adquirir por Todos los Santos y después de celebraciones religiosas, pasando a ser considerado un alimento bendito.

Su composición con un alto contenido calórico, junto con las castañas y los boniatos, hace que sea el producto ideal para las largas y frías noches del día de Todos los Santos (1 de noviembre) y el Día de los Difuntos (2 de noviembre). Actualmente, esta tradición de comer panellets -por Todos los Santos-, todavía se mantiene viva en diferentes comunidades como: Cataluña, Aragón, Valencia y Baleares.

Print Friendly, PDF & Email

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies