close
Pasión, dedicación y profesionalidad definen a Michele Intrieri, todo un maestro pizzero reconocido internacionalmente

Pasión, dedicación y profesionalidad definen a Michele Intrieri, todo un maestro pizzero reconocido internacionalmente

‘Maestro Pizzaiolo’; maestro panadero; consultor; formador; fundador de la Scuola Italiana Pizza…, Michele Intrieri es un profesional polifacético, apasionado de su tierra y de su estimada Cosenza natal, situada en Calabria. Todo ello le lleva a incluir ingredientes 100% italianos, procedentes de su región e imprescindibles en la elaboración de sus pizzas.

Intrieri es un todoterreno, un hombre joven, pero con una amplia experiencia; inquieto; rebelde; innovador; incansable; conocido internacionalmente, gracias a los cursos que ha impartido por toda Europa y países del Este. Tampoco, podemos obviar su faceta televisiva, pues ha aparecido en numerosos programas de televisión en Italia, dando sus consejos, recetas y compartiendo sus conocimientos. De hecho, Michele es conocido con el apodo de Mr. Pizza, un nombre que le puso la televisión calabresa, y con el cual se ha hecho famoso. Un reconocimiento que sin duda, se ha ganado a pulso.

Todo esto, lo sabemos porque Michele, recientemente ha estado en Barcelona. Por eso, hemos tenido la suerte de compartir con él unos minutos y poder conversar de lo que le apasiona y de sus proyectos.

Michele, ¿porqué Mr. Pizza?

Fue una idea de la producción televisiva calabresa. Soy un poco particular. Los pizzeros son muy clásicos y a mi, me gusta romper tópicos y estereotipos. Me encanta viajar, probar nuevas experiencias, abrir fronteras y nuevos caminos.

Por eso, voy vestido con un traje negro, gafas oscuras…, rompiendo moldes.

También, alguna vez ha jugado con la figura de Bigaman, un superhéroe que protege el “Made in Italy” en todo el mundo; apostando por la comida sana.

¿Cómo empezaste?

Con nueve años ya jugaba con la harina. Mi hermano tenía dos pizzerías, mi padre otra y yo acabé montando, también mi propia pizzería.

Me gusta mucho comer, cocinar y experimentar. Empecé a buscar respuestas y reacciones de la masa, la harina, combiné ingredientes… Me formé mucho y entre otros conocimientos, estudié química para conocer mejor las reacciones de las levaduras, las fermentaciones… Todo ello sumado a las largas horas de experiencia en mi trabajo, fue lo que hizo que al final, me decantara por la formación y fundara la Scuola Italiana Pizza.

¿Cómo impartes la formación en la Scuola Italiana Pizza? 

Disfruto mucho con la formación; sobre todo, con el hecho de transmitir mis conocimientos. Una vez finalizado el curso, los alumnos reciben la certificación de “Pizzaiolo”, no es una titulación nacional, sino sólo un reconocimiento de lo que han aprendido en mi escuela: “Pizzeria Qualificata Italiana”.

Por otra parte, como he realizado cursos y demostraciones por toda Europa, tengo estudiantes europeos, pero también de otros países más lejanos como China, Nueva Zelanda… En cuanto a la formación que imparto, destacaría su variedad, ya que imparto cursos de pizza clásica, al corte, en pala, sin gluten, gourmet…

Además, la ubicación de la escuela juega a nuestro favor. Está situada en un molino que se remonta al año 1000. No obstante, no es el único lugar donde realizo mis cursos. Si es preciso, también me desplazo donde sea necesario, es decir, ¡dónde me llamen!

Se comenta que has creado más de 500 tipos distintos de pizza!! ¿Cuál es tu favorita? ¿Destacarías alguna en especial?

Cierto, me gusta combinar los ingredientes y he creado pizzas de todos los gustos y sabores, que ni te puedas imaginar. Ahora bien, mi pizza favorita es la Margherita, elaborada con tomate “San Marzano”, mozzarella y aceite. La receta original, de hace años, llevaba queso pecorino.

Otra pizza curiosa que me gusta, es una que hice con calabaza, panceta y queso ahumado. En fin, podría estar horas mencionando ingredientes y combinaciones curiosas.

En cuanto a una de mis elaboraciones más especiales, recuerdo que en Londres tuve que elaborar una pizza casi imposible, porque contaba con muy pocos ingredientes: lechuga, crema de queso, arándanos y jamón. Pero, aún así causó furor.

¿Quién hace las pizzas en tu casa?

Yo por supuesto. El pan, la pizza, todo es casero y a mi familia les encanta.

¿Utilizas levadura madre con algunas de tus pizzas?

Exacto. Pero sólo, en algunas en concreto, para conseguir que queden más esponjosas. Por ejemplo, suelo emplear levadura madre en la romana, la pizza al metro, la foccacia, entre otras.

¿Tienes tu propia levadura madre?

Sí, tengo la mía propia. Una parte la he elaborado yo y la he combinado con la que me dio mi maestro: mi padre. La otra parte procede de Finisterre (Galicia) y de un famoso “levitista” de Italia.

¿Los tipos de pizza cambian de nombre e ingredientes según en qué país se elaboran?

Bueno, la base debería ser la misma. Pero, es verdad que el movimiento de personas y los ingredientes que se encuentran en cada país, hace que cada uno lo adapte a su entorno.

¿Porqué los “Pizzaiolos” jugáis con la masa?

Principalmente, trabajamos con la masa para cumplir con ciertos objetivos. Como por ejemplo: sacudir la harina, oxigenar la masa, alargar el disco…

¿También haces formación para la panadería?

Correcto. Curiosamente aunque los procesos son distintos, tienen muchas cosas en común. Además, los hago con gran motivación porque todo lo que tiene que ver con la harina, me apasiona.

¿Has hecho algo en España?

Me llamaron de una Escuela de Hostelería en Gerona, para hacer una demostración de la pizza a metro. También, llevé a cabo varias sesiones de formación en Galicia.

¿Qué proyectos tienes?

Ahora estoy inmerso en un proyecto nuevo; un programa para la televisión que se llama “Fatti Food”. Se trata de un juego de palabras que significa “Hacer Comida”, que incluirá varios programas. De hecho, ya se han empezado a emitir.

También, quiero poner en marcha mis cursos de formación “on line”. De hecho, es una de mis prioridades principales.

Finalmente, con su gran sentido del humor y con el brillo en sus ojos, como quien ya está pensando en el siguiente paso a dar; nos despedimos de Michele con un: ¡hasta luego!

 

 

 

 

 

 

 


Terpan

Print Friendly, PDF & Email

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies