close

El suelo español tiene un índice de biodiversidad bajo

21 julio, 2017
Corn crops growing in field, sunlight flare, selective focus

Investigadores del ‘European Topic Center’ de la Universidad de Málaga han definido el primer mapa digital europeo sobre la biodiversidad del suelo de 27 países de la Unión Europea excepto Croacia. El mapa caracteriza las dinámicas y utilidades de los diferentes ecosistemas y los resultados de la investigación servirán, entre otras utilidades como la asesoría a las instituciones en la toma de decisiones y gestión de este recurso, tiene como objetivo ser base documental para redactar iniciativas europeas y globales que analicen el estado de los ecosistemas y la sostenibilidad terrestres.

“La mayor parte de los procesos clave del ecosistema terrestre que sustentan la vida en el planeta son impulsados por la biología del suelo y están adquiriendo cada vez más importancia a escala internacional. Por ello, esta herramienta es esencial para determinar las funciones y servicios que proporciona este recurso natural para la producción de biomasa, como alimentos, el ciclo de nutrientes o el secuestro de carbono”, ha manifestado Ece Aksoy, investigadora responsable del estudio.

El estudio ha sido publicado en la revista Science of the Total Enviroment y las conclusiones de los investigadores muestran que cerca de la mitad de los suelos europeos (47%) alberga una diversidad media de especies vegetales y animales, mientras un 37% presenta un índice bajo y solamente en el 16% restante, la calidad de los ecosistemas es buena. “La diversidad de los terrenos, así como de los microorganismos y seres vivos que habitan en ella es más alta en zonas de pastizales y praderas, mientras que en las zonas de cultivo son más bajas”, aclara Aksoy.

Irlanda, Eslovenia y Reino Unido tienen los mayores potenciales de biodiversidad del suelo entre los 27 países estudiados. Esta está definida por las especies existentes, su situación con respecto al peligro de extinción y la diversidad de tipos de hábitats. Los registros más bajos se sitúan en Polonia, Dinamarca o Hungría.

El suelo es un recurso que alberga más de un cuarto de los organismos vegetales y animales que viven en el planeta y en la investigación se indica, por ejemplo, que España es uno de los países con un índice de biodiversidad bajo. “Esta situación se debe a la escasez de precipitaciones y los bajos contenidos en materia orgánica en los suelos españoles” especifica la responsable de la investigación.

Print Friendly, PDF & Email

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR