close
Croissant de nuez y coco

Croissant de nuez y coco

Quienes quieren intentar sacar una receta de croissants tienen en esta propuesta cargada de regusto final una opción para ponerse a prueba. Es una receta para probar a conseguir una de las joyas de la bollería: el croissant. ¿Quién se anima?

Ingredientes

1⁄2kg de harina de repostería + harina para amasar
250 ml de leche evaporada
1 huevo
90 g de azúcar moreno
20 g de glucosa o miel
1 pizca de sal
Ralladura de limón
20 g de levadura fresca
220 g de mantequilla de nuez y coco
25 g de harina de repostería
40 g de almíbar normal
40 g Nueces de California tostadas picadas
10 g Azúcar glas

Elaboración

En primer lugar retiramos del frío la mantequilla de nuez y coco y dejamos que atempere. Aparte, en un bol, pondremos la leche evaporada, los huevos, el azúcar, la glucosa, la sal, la ralladura de limón y la levadura y mezclamos bien. Después añadiremos la harina previamente tamizada y mezclamos de nuevo hasta formar una masa. Amasaremos durante unos minutos hasta que quede uniforme y cuando esté lista la dejaremos descansar durante unos 20 minutos.

En un bol, mezclaremos la mantequilla con un poco de harina. Debe tener consistencia, y no tiene que estar muy blanda.

Es el momento de volver a trabajar con la masa que hemos dejado descansar. La estiramos con rodillo sobre una superficie lista previamente enharinada con la harina de amasar. Debe quedar una plancha rectangular de 1 centímetros de espesor. En el medio del rectángulo pondremos la mantequilla de nuez y coco y cerraremos el rectángulo sobre la mantequilla haciendo un paquetito, como si se envolviera un regalo.

Con la ayuda del rodillo, estiraremos el paquete hasta obtener una plancha de un espesor de 2 centímetros. Cuando la tengamos la guardamos en un bol grande y lo tapamos con papel film en contacto con la masa. La reservamos en la nevera durante 30 minutos.

Pasado este tiempo, retiraremos la masa de la nevera y la dejaremos atemperar para que la mantequilla no rompa la masa al estirarla de nuevo. Después estiraremos con un rodillo hasta obtener un espesor de 1 centímetro y haremos un nuevo rectángulo que volveremos a cerrar sobre sí llevando un extremo hasta el medio y, por encima, el otro extremo. A continuación estiraremos el rectángulo que nos queda hasta obtener unos 2 centímetros de espesor. Dejaremos que se enfríe 30 minutos en la nevera. Sacaremos y volveremos a repetir la misma operación para, otra vez, colocar en la nevera y repetir estos mismos pasos 2 veces más. En total lo doblaremos 4 veces, así se forman las capas de un croissant.

Una vez hecho este proceso, y con la masa a temperatura fría pero manejable, estiraremos hasta obtener una plancha de medio centímetro de espesor. Cortaremos rectángulos de 20 centímetros de ancho y luego en triángulos de unos 10 centímetros de base. Con la punta del triángulo mirando de frente, enrollaremos sobre sí el triángulo hasta llegar a la punta. Colocaremos en una placa de horno engrasada y después a la nevera, una vez hechos todos los croissants.

Mientras enfrían precalentamos el horno a 220 ºC. Cuando llegue el momento de hornear se meten al horno y se dejan hasta que se doren bien. Después los retiraremos y, aún calientes, los pintaremos con almíbar con la ayuda de un pincel de cocina. Después espolvorearemos con las nueces picadas y dejaremos, de nuevo, que enfríen. Una vez fríos se espolvorean, esta vez con azúcar glas, ¡y a disfrutar!

 

Fotos: Nueces de California

 

 

 

 


Print Friendly, PDF & Email

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies